Memphis: geometría, color y mucha creatividad

El estilo Memphis es el espíritu libre de las tendencias que conforman el mundo del diseño, la arquitectura y el interiorismo. Así lo demuestra con su puesta en escena: elementos a priori inconexos, infinitas formas geométricas y colores chillones. Déjate sorprender por este estilo que seguro no te va a dejar indiferente.

Sottsass y sus rebeldes

 

Milán, diciembre de 1980. Suena “Stuck Inside of Mobile with the Memphis Blues Again” de Bob Dylan. El arquitecto y diseñador italiano Ettore Sottsass y sus camaradas se reúnen para explorar hasta la saciedad todos los cobijos del motor que les mueve: la creatividad. Esa tarde nace el Grupo Memphis. Éste se inspiró en movimientos anteriores como el Art Decó o el Pop Art. En septiembre de 1981 presentarán en la Feria de Milán su primera colección de muebles y decoración que romperá todos los esquemas establecidos hasta la fecha, ganando así tantos adeptos como detractores.

Y es que se erigió como la antítesis al minimalismo y el “Good Design” que se predicaba en los 70. Hoy en día, se le conoce como neo-Memphis y ya se ha propagado por todos los ámbitos y soportes habidos y por haber.

Locura geométrica

Cilindros, rombos, triángulos, círculos y demás formas geométricas se usan de manera asimétrica para provocar una intencionada sensación de caos. A todo esto, hay que sumarle patterns imposibles que combinan líneas finas y rectas, formas con estructura 3D y puntos orgánicos dispuestos aleatoriamente. Sólo existe una única regla, que no hay reglas.

Explosión de color

Verdes, azules, amarillos, rojos… y cuánto más chillones mejor. Una de las misiones del Memphis es la de provocar emociones. Con su imposible mezcla de colores fuertes y estridentes crea toda una experiencia visual que no pasa (para nada) desapercibida. Aunque se aleja del clásico negro y los colores neutros, es clara su predilección por el binomio blanco – negro, plasmado en incontables grafismos.

Creatividad al poder

Queda claro que todo lo prestablecido es motivo de rechazo para el estilo Memphis. De este modo, podemos ver muebles y decoración con formas poco convencionales que se desvinculan de su función principal. La imaginación y la creatividad van de la mano, y bajo su mando la diversión y el asombro están más que asegurados.